Seguinos

Especiales

Un día como hoy pero de 2002, Manu Ginóbili llegaba a la NBA

Manu Ginóbili

El 18 de julio de 2002 el básquet argentino daría un giro 360 en su historia: Emanuel David Ginóbili firmaba su primer contrato en la NBA con San Antonio Spurs.

Los detalles de su llegada son sin lugar a dudas particulares. Fue elegido en el puesto 57 del Draft de 1999, pasó de ser el dueño de Europa a ser uno más en su equipo, pagó parte de la cláusula para desvincularse del Kinder Bologna para firmar un contrato menor en San Antonio, el cambio de usar el número 6 al 20 y cómo ambos números terminaron siendo retirados en el AT&T Center.

La llegada de Manu a la NBA

Tras ser elegido en el puesto 57 del Draft 1999, considerado uno de los “robos mas grandes de la historia”, Manu se preparaba para jugar A1 italiana con el Reggio Calabria, equipo con el que había ascendido la temporada anterior.

Para todos era un simple desconocido de Europa, pero no para RC Buford (reclutador de los Spurs en aquella época) que ya lo había visto en el Mundial U22 de Australia.

El escolta bahiense siguió su carrera en Italia, fichó para el poderoso Kinder Bologna y conquistó todo en el viejo continente.

Manu Ginóbili

Tres años después de la elección del Draft, el 16 de julio de 2002 se conoció que finalmente Ginóbili se sumaba a los Spurs, haciéndose oficial dos días después. Manu eligió dejar de ser el rey de Europa, resignó dinero (firmó por menos de tres millones de dólares por dos años) y hasta pagó parte de su cláusula de salida para cumplir el sueño de jugar en la NBA.

No fue una decisión fácil. Pasó de ser líder de equipo en Bologna a ser uno más en aquel equipo de San Antonio. En una estructura con veteranos de mucha experiencia y jerarquía como David Robinson, Bruce Bowen, Steve Kerr, más la juventud de Tim Duncan y Tony Parker.

Dudaban sobre su adaptación, pero Manu transformó las dudas a su manera: con trabajo, constancia, determinación y carácter para torcer el rumbo de la historia. Y vaya que torció al rumbo de su historia con los Spurs.

Del número 6 al número 20

Uno de los detalles llamativos de aquella llegada oficial del 18 de julio es que Ginóbili posó con la 6 negra de los San Antonio Spurs, y como todos sabemos su número (hoy retirado por la franquicia) fue el 20.

El 6 lo acompañó durante parte de su carrera hasta ese momento. Se pueden ver fotos de chico en Bahiense del Norte usándolo y fue con el numero que ganó absolutamente todo con el Kinder Bologna.

De manera lógica, los Spurs lo esperaron con la 6 para firmar el primer contrato, pero tres horas después de la conferencia tuvieron que salir a explicar que finalmente no usaría ese numero y que simplemente fue para hacer la presentación.

El motivo de esta explicación se da en que el número 6 había sido utilizado por Avery Johnson, quien fue una de las figuras del equipo de San Antonio campeón en 1999, y que por entonces jugaba en Dallas.

La relación que tenia la gente de San Antonio con Avery era muy intensa, y empezó a generar cierto resquemor en que un argentino desconocido proveniente de Italia use su misma camiseta.

Si bien para Manu nunca fue importante este detalle, para el mundo NBA si lo es, y se prefirió no cargarle ese peso a un debutante.

Años después, ambos números posan juntos colgados en el AT&T Center.

Manu Ginóbili

La visita de Manu que revolucionó Bahía Blanca

Por aquellas coincidencias del destino, un año exacto después, Ginóbili volvió de visita a la ciudad tras obtener el anillo de NBA con los Spurs en su primera temporada.

El frio y la lluvia no impidió que una multitud acompañe aquel 18 de julio de 2003 a quien comenzaba a transformarse en una leyenda, el hijo pródigo de la ciudad.

Manu compartió una charla en el Teatro Municipal con el por entonces intendente Jaime Linares, se pasaron imágenes de el jugando cuando era chico, y salió al balcón que da hacia la Avenida Alem para saludar a las miles de personas que acompañaban.

“Acá arriba me siento un político” dijo en broma Emanuel, y así lo reflejó el diario La Nueva ese día.

Mas tarde fue a su segunda casa, el club Bahiense de Norte, donde lo recibieron con una gran bienvenida y un regalo que seguramente marcó la vida de Manu: rebautizaron la cancha principal para pasar a tomar su nombre.

Manu Ginóbili

“Tengo 25 años, casi 26, el estadio de la cancha que fue tu casa toda la vida lleva tu nombre… ¡Estoy emocionado, en serio!”, aseguró frente al público presente.

Facebook

Seguínos en Twitter

Más de Especiales