Seguinos

Minibasquet

Mini Básquet en el Club Leandro N Alem

Mini Básquet Alem

Continuamos en este segmento de carácter semanal que consta de un recorrido por los clubes afiliados a la ABB, en el que mostraremos el trabajo realizado en sus escuelas de Mini-Básquet. Hoy: el club Leandro N Alem.

MINI BÁSQUET EN ALEM

Mini Básquet Alem

El Lacunza luce pletórico de chicos y chicas trabajando en simultáneo. Los profes involucrados, en medio de la vorágine y efervescencia de los peques, muestran los ejercicios ante los ojos atentos de los protagonistas del juego en una dinámica que parece muy aceitada.

Alem ha optado por un camino de desarrollo en Mini Básquet y lo abraza desde el convencimiento que se ve en los entrenamientos de los chicos y chicas que pueblan la institución.

Tres profesores trabajan a la par desde Escuelita, a cargo de Martín Miguel, junto con Julian Manqueo y Renzo Balducci en una sinergia que se ve trabajada y pulida.

«En Escuelita tenemos casi 50 chicos y chicas, en Pre-Mini unos 35 y en Mini Básquet también estamos en esa cantidad. Obviamente, que con esta cantidad, nos lleva a que tengamos que armar un C en ambas categorías, pero estamos viendo cuando es el mejor momento para realizarlo, debido a que hay que sumar un profe que se complemente a nuestra metodología de trabajo y estamos en medio de ese proceso», nos cuenta Julián Manqueo.

Seis aros y tres profes en simultáneo trabajan por postas con los chicos y chicas de Alem, en una estrategia elegida y pergeñada luego de probar sus buenos resultados en los últimos tiempos.

«Nuestra metodología la cambiamos a partir del año pasado y decidimos hacerlo por categoría sin distinciones por más que después en la competencia presentemos equipos A y B», dice Manqueo.

«La pandemia de COVID-19 nos hizo trabajar y planificar en conjunto con todos los chicos y chicas juntos por lo que, a partir de ese momento, decidimos seguir haciéndolo una vez que volvió la presencialidad debido a que nos dimos cuenta de que daba buenos resultados».

«Cuando empezó el 2021 nos propusimos planificar los entrenamientos en conjunto porque entendemos que el que haya más de una voz en el entrenamiento le sirve a los chicos/as para el entendimiento de la propuesta pedagógica deportiva».

Big Six

                                                  Big Six sponsor oficial del Mini Básquet

Esto se puede apreciar en las prácticas, donde los chicos y chicas se involucran de manera activa en las explicaciones y sugerencias que realizan los profes.

Pese a que la competencia obliga a un máximo por plantel a la hora de la competencia, en Alem tienen en claro que los contenidos en Mini Básquet deben dictarse sin distinciones e integrando a todos y todas en los entrenamientos.

«Los contenidos básicos de Mini Básquet son planificados por nosotros pensando en que somos tres profes, la cantidad de chicos/as que tenemos, la necesidades que hay y el diseño de los entrenamientos pensando en qué queremos que aprendan y cómo ejecutarlo entre los tres para que sea mejor asimilado», afirma Julián.

«Nos juntamos para pensar las estrategias que queremos aplicar en los entrenamientos, qué es lo que detectamos que hay que reforzar, cómo lo vamos a aplicar, con qué ejercicios y demás. Son reuniones que duran unas tres horas más o menos y vamos ajustando de esa manera».

«En este trabajar juntos, nos permitió entender que teníamos que reforzar la coordinación y motricidad de los chicos y por suerte, los dirigentes nos dieron la chance de incorporar a Valentina Mambretti que se encarga de trabajar de manera adicional con Pre-Mini y Mini Básquet en otro horario. Esto permite no quitarle horas de básquet y aportarles algo que los ayuda a potenciar lo entrenado con nosotros».

LA MOTRICIDAD Y LA COORDINACIÓN COMO BASE DEL MINI BÁSQUET

Mini Básquet Alem

Los Pre Mini atentos a las indicaciones de Valentina Mambretti

 

Es una constante en el trabajo de Mini Básquet el hablar de coordinación, motricidad y toma de decisiones. Estas tres cuestiones son los pilares en donde apoyarse a la hora de enseñar el deporte, ya que es el soporte donde se asienta la técnica.

«La realidad motriz de los chicos/as en la actualidad es preocupante, no solo por lo que dejó la pandemia, si no por que es una falencia del mundo de hoy. No nos tenemos que quedar con el diagnóstico, si no que tenemos que darle una solución y por eso, es que trabajamos específicamente en estos aspectos sin sacarle horas de básquet para aplicarlos», asegura Manqueo.

«La coordinación y la motricidad es muy importante porque es la base de todas las actividades que realizan en el deporte. Cuando son tan chicos/as, es más fácil que incorporen comportamientos de este tipo porque absorben el conocimiento de manera más fácil que cuando son más grandes. Al hacerlo en Pre Mini y Mini Básquet, les da una ventaja y potencia el trabajo técnico que realizan los chicos en el entrenamiento en sí», nos cuenta Valentina.

«Si se entrena la motricidad y la coordinación de pequeño/a se evita que se repliquen errores cuando son más grandes, tanto al correr, pasar la pelota, los cambios de dirección, los desplazamientos laterales y demás cuestiones básicas de este deporte».

Mini Básquet Alem

El Mini Básquet de Alem

 

El ponderar un tiempo exclusivo para este tipo de entrenamiento potencia y refuerza el trabajo tradicional sobre la técnica y enseñanza del básquet. Por este motivo, al detectar las falencias se corrigen con ejercicios específicos que tienen su repercusión en la cancha y fuera de ella.

Los entrenamientos con Valentina son de media hora y se dan dos veces por semana. Con esto se les da a los chicos y chicas una hora más de entrenamiento, en un aspecto crucial para la edad y para el deporte en sí.

«Correr, saltar y recepcionar una pelota, son las cosas que más le cuestan a cualquiera que empiece a jugar a este deporte en temas de motricidad. En tanto a la coordinación, lo que más cuesta es caer a un tiempo, a dos tiempos y el traspaso de esto a la actividad en sí, por ese motivo, es que tratamos de que los chicos y chicas entiendan para que les sirve este trabajo y como se complementa con lo que hacen con los profes en los entrenamientos tradicionales», afirma Mambretti.

«Cada ejercicio de motricidad y coordinación que hacemos son explicados para que hagan el traspasado de lo practicado a la cancha de manera natural y orgánica y así, salga prácticamente sin pensar, cerró la profe.

LA CONSOLIDACIÓN DEL FEMENINO Y LOS DESAFÍOS DEL MINI BÁSQUET

Julián Manqueo

Julián Manqueo dando instrucciones

Desde el 2020 se inició un proceso activo de desarrollo del básquet femenino en Leandro N Alem, primero de la mano de Mauro Lacerenza y ahora continuado por Manqueo y Balducci desde las categorías iniciales hasta las competitivas.

«Para el club Alem el básquet no tiene género, por eso estamos incorporando la mayor cantidad de chicas posibles. Justamente en el día de hoy se sumó una más y pese a que en las categorías iniciales el básquet es de carácter mixto, nuestra idea es tener la base ampliada lo más posible para poder consolidar las categorías superiores», dice Julián.

«Renzo está encargado desde este año de Primera y U19 femenino y yo con U17 y U15, por lo que somos los primeros interesados en que se vayan incorporando cada vez más mujeres al Mini Básquet, que es la base del futuro de las categorías formativas».

Pre Mini Alem

Pre Mini Alem 2022

Este proceso de consolidación del femenino está en vías de desarrollo y es parte también de los desafíos que afrontan los y las profes de Mini Básquet sumadas a las recurrentes del deporte en general.

«Si tengo que pensar en el gran desafío para el profe o a profe de Mini Básquet de hoy, es que la realidad ha cambiado por completo. La pandemia de COVID-19 modificó muchas cosas, pero creo que ya con anterioridad se estaba iniciando una aceleración del sedentarismo en los chicos/as que la pandemia potenció y que detectamos en todos estos problemas de coordinación y motricidad», cuenta Manqueo.

«El otro punto clave es entender hacia dónde va el básquet moderno y empezar a formar desde Mini Básquet para que tanto los chicos como las chicas, puedan jugar en todas las posiciones y que la versatilidad sea una norma».

«Hoy el básquet es cada vez menos posicional y por ese motivo, todos y todas tienen que entender cuales son las particularidades de cada puesto, para que llegado el momento, tengan incorporado ese abc necesario. Pero antes de esos recursos técnicos propios de cada posición, es necesario un bagaje de conocimiento y de historia motriz que la tiene que incorporar en el Mini Básquet».

Alem ha elegido su camino y su proyecto en las categorías iniciales y formativas. El club de la cortada se ha descubierto como uno de los grandes formadores de talento de jugadores y jugadoras que vemos destacarse en cada fin de semana.

Facebook

Seguínos en Twitter

Más de Minibasquet