Seguinos

Noticias

Germán Beder presenta «El Legado»

El periodista y escritor bahiense, Germán Beder, narra en «El Legado» el proceso que atravesó el seleccionado nacional conducido por Sergio Hernández para ganarse un lugar en el mundo.

Desde su óptica particular cargada de pasión y amor por la naranja, como fiel representante de la capital del básquet, plasma en 241 páginas su experiencia en primera persona y nos invita a recorrer el arduo camino.

Germán soñaba desde chico con ser parte de un equipo que marcara época. Desde sus inicios dentro de la cancha en el Club Atlético Pacifico y su “fracaso rotundo”, como él mismo afirma, en el parquet del William Harding Green, hasta sus primeros años fuera, seducido por los relatos de Juan Carlos Meschini y Rafael Emilio Santiago en LU2, y los artículos de Fernando ‘Gallego’ Rodríguez en el diario La Nueva Provincia.

Varios años después y en el rol de comunicador, pudo transmitir esa pasión que germina en cada bahiense que pica la pelota naranja en un paseo intimista que retrata de manera magistral a esta nueva generación que se ganó un lugar en la historia del deporte argentino.

LA IDEA DE «EL LEGADO»

Nicolás Laprovittola

Nicolás Laprovittola en pleno festejo durante el Mundial 2019

Fabián García (Básquet plus) me ofreció en su momento hacer un libro sobre la Generación Dorada, allá por el mes de marzo. Mi respuesta fue no, porque ya para ese entonces militaba por dejar atrás la nostalgia que rodeaba aquel proceso. Le contraoferté la opción de hacer este libro, dándole un espacio a esta camada nueva que había tenido que atravesar muchas cuestiones para hacerse su propio lugar, sacarse la sombra de encima de aquel pasado glorioso y ganarse su reconocimiento. Era un enfoque que me gustaba mucho y por suerte Fabián aceptó y lo pudimos concretar.

LA ESTRUCTURA TEMPORAL DISRUPTIVA

Cuando arranqué el libro estaba en auge el documental The Last Dance (Netflix) que mantenía esta estructura de ir y volver en el tiempo. Esto me pareció muy atractivo desde lo narrativo, sobre todo en la primera parte, ya que el proceso del Mundial podía mantener un hilo cronológico. Entiendo que el realizar capítulos cortos y que vayan vinculando todo el recorrido lo podría hacer más ameno para el lector.

El libro te posiciona en el lugar de los hechos en momentos íntimos del seleccionado y Germán Beder fue juez y parte de todo esto.

Como narrador, utilicé la primera persona para que el lector se sienta parte del momento. Fui consciente en todo momento que esa mirada podía dejar cosas fuera de contexto, pero me pareció más empático con quien lee el hecho de contar una historia desde el punto de vista de un participante concreto del hecho. Consideré que el narrador omnisciente provocaba mayor lejanía y por eso lo descarté.

En esa intimidad en la que nos sumerge el autor, destacan frases textuales de los protagonistas que le dan poder a la narración.

Mantuve mi archivo audiovisual intacto en los servidores, eso me ayudó mucho a la hora de buscar momentos concretos de entrenamientos, situaciones de concentraciones y demás. A partir de esas cosas puntuales fui reelaborando con lo que recordaba, apoyándome en el archivo o en los propios protagonistas. Por suerte conté con los jugadores y el cuerpo técnico para reconstruir esos momentos. Nicolás Laprovittola tiene mucha memoria, lo mismo que Luis Scola y Silvio Santander, por ahí con otros es más complicado, pero pudimos llegar a lo que buscábamos.

Germán Beder rompió el espacio escénico y modificó algunas cuestiones de la comunicación institucional pura: mostró la cocina, rompió con la formalidad algunas veces y logró acercar al gran público a la intimidad y los pormenores de un equipo de alto rendimiento. Esto creó un vínculo cercano que logra apreciarse en el desarrollo del libro.

La relación tan cercana con los protagonistas es un arma de doble filo, porque por un lado me ayudó, ya que les pude pedir a los jugadores que no se sacaran de encima los testimonios, de que me acompañaran a dar buenas declaraciones y así hicieron, pero por otro lado, yo sabía que había ciertas situaciones de la intimidad que no se podían romper y estaba en la disyuntiva de hacer preguntas incómodas a gente que quiero. Por suerte lo pudimos resolver bien y todo salió como esperaba.

Luis Scola y Sergio Hernández

Luis Scola y Sergio Hernández en pleno quiebre emotivo al clasificarse a la final

El capitán del seleccionado argentino, Luis Scola, es una persona que impone mucho respeto, y el autor no es excepción. Germán confiesa su admiración profunda por el número 4 e ilustra en varias secuencias de “El Legado” la importancia de su convencimiento y ascendencia en el camino de este grupo de jóvenes que llegaron a lo más alto del básquetbol mundial.

Lo de Luis es impresionante, porque más allá de lo que te da dentro de la cancha, tiene un poder de potenciador descomunal, eleva el rendimiento de sus compañeros en cada entrenamiento, en cada partido, con un nivel de exigencia altísimo, pero a la vez saludable. Ese convencimiento que tiene y transmite lleva a que sus vaticinios que muchas veces parecen exagerados, terminan concretándose.
En el libro hay varias secuencias en las que Luis manifiesta este tipo de cuestiones y siempre haciendo hincapié en que había que creer porque había talento para hacerlo.

GERMÁN BEDER SOBRE SU OBRA

En un comienzo pensé “El Legado” como un trabajo más serio y periodístico, pero a medida que fui avanzando en el desarrollo me fui soltando en la escritura y disfrutando del relato que iba llevando a cabo. La segunda y la tercera parte del libro las disfruté muchísimo y desde ese punto de vista terminé más conforme de lo que esperaba y espero que el lector pueda empatizar con esto que estoy diciendo.

El mundo del básquet conoce a la generación dorada, en la actualidad este grupo de jugadores tomaron “ese legado” para forjarse su propio nombre y reconocimiento, Germán Beder nos trae la intimidad de ese proceso y aunque confiesa que ha recortado mucho contenido, sus 241 páginas retratan de manera magistral lo vivido.

Como obtener “El Legado” de Germán Beder

Podés hacerlo vía online desde Mercado Libre metiéndote acá y si estás en Bahía y lo querés retirar en mano, podés hacerlo comunicándote con Guillermo Crisafulli vía mensaje directo en twitter en @gcrisafulli o en Instagram en @guillermocrisafulli.

La opción digital saldrá a la venta el día 20 de enero y lo podrás obtener para descarga.

Facebook

Seguínos en Twitter

Más de Noticias