Seguinos

Femenino

El Nacional se puso arriba en las Finales

El Nacional

Con un tercer cuarto demoledor, El Nacional derrotó a Estudiantes 68 a 44, en el primer partido de las Finales del Torneo de Primera Femenino.

LAS DEFENSAS SE IMPUSIERON

Ailín Larrosa y Belén Tombesi

Ailín Larrosa (Estudiantes) defendida por Belén Tombesi (El Nacional)

En el hermanos Ciccioli, El Nacional, número uno de la temporada regular, vigente bicampeón e invicto, se enfrentaba a Estudiantes que arribó a la estancia definitiva por primera vez.

La primera parte fue un sinfín de imprecisiones en la que el conjunto visitante pudo maniatar a la ofensiva del celeste, con su característica buena defensa. Las de Nicolás Becchina, anularon el juego interno de las de Albizu, con buenas rotaciones defensivas y presión en el perímetro.

El Nacional no se quedó atrás en el apartado destructivo, incluso se fue arriba rápidamente en el juego con buenas transiciones de defensa/ataque, pero el albo supo acomodarse, cerrar los caminos y empezar a encontrar los pocos resquicios que le dejaba su rival.

El 12 a 12 del primer cuarto fue un fiel reflejo de lo que se estaba viendo en cancha y esta paridad se extendió al segundo cuarto, donde se vio lo mejor de Estudiantes, haciéndose fuerte en su campo y corriendo la transición con mucho criterio.

El local se veía atado, no encontraba tiros cómodos y el duo Tombesi y Vrizz no supieron como burlar a la pegajosa marca de su rival, que fue creciendo en el juego a partir de lo que construía en su campo.

El parcial de 8-0 de la segunda parte del cuarto marcó el pico de rendimiento de las visitantes, que aprovecharon la salida de Nadia Vrizz (se torció la rodilla) y el reingreso de Josefina Brossard, para pasar al frente en el marcador (28-26).

En el momento más crítico de la primera parte apareció la figura del encuentro; Victoria Pérez, fue un problema sin solución, el único eslabón de la cadena celeste que siempre estuvo a la altura de las circunstancias, capeando con goleo el mal pasaje de sus compañeras.

La dorreguense se fue al descanso con 11 pts y la sensación de que estaba con la mira calibrada y el entendimiento para vulnerar lo que, hasta ese momento, era una granítica defensa alba.

Con el juego igualado en 28 se fueron al descanso y la sensación en el ambiente de que las de Becchina habían hecho lo que se requería para meterse en la cabeza de las bicampeonas.

EL NACIONAL MOSTRÓ LOS DIENTES

Victoria Pérez El Nacional

Victoria Pérez fue la gran figura del juego 1 de las Finales

Todo cambió en la segunda mitad. El inicio del parcial pareció discurrir por los mismo carriles que los primeros 20 minutos de juego, pero en un parcial de dos minutos plagado de imprecisiones de ambos conjuntos, el local ajustó la marca, cerró los caminos y de manera inteligente empezó a sacar provecho de la altura.

Aldana Chcair, fue encontrada en cercanías del aro, Tombesi pudo ganar posiciones de ventaja y Vrizz tomó los hilos del juego tras su reingreso. Para colmo, Victoria Pérez llevó su juego ofensivo a un siguiente escalón, anotando de larga distancia, en transición y con un nivel de efectividad sobresaliente.

Estudiantes se apartó de su juego de pases, empezó a mostrarse permeable y no pudo volver más al partido, pese a los esfuerzos denodados de Juliana Brossard de achicar el margen.

El parcial fue de 18 a 4 en tan solo cinco minutos con el juego fluido y atildado que mostró El Nacional a lo largo del año y con un Estudiantes borrado del campo en ambos costados. El celeste tomó el control y empezó a hacer lo que mejor sabe: defender y demoler en transición.

Nicolás Becchina intentó con modificaciones, alterando emparejamientos, pero el trabajo de su rival fue prácticamente perfecto. Estudiantes no pudo tomar tiros liberados y a partir de las equivocaciones y los ataques forzados, las de Albizu liquidaron el pleito.

Del 30-32 al 50-34 sin escalas, solo hubo un equipo en cancha. El Nacional recuperó el goleo de Tombesi, Vrizz y Lazar, para complementar la tarea descomunal de la «Picante» Pérez (24 pts, 6 ast, reb y 3 recuperos).

La dorreguense estuvo desatada, anotó 5/7 en triples, incluyendo uno desde mitad de cancha, para demostrar que Estudiantes no iba a tener herramientas para contrarrestarla.

Los últimos 10 minutos de juego, fueron solo una anécdota, para dejar en claro que Estudiantes va a tener que jugar el 100% de sus facultades defensivas (demostró que lo puede hacer). La gran pregunta es saber si puede por 40 minutos.

El Nacional, por otro lado, se pone al frente  en la serie y va al Casanova con la misión de poner las finales match point. El próximo domingo a partir de las 19.30 se verán las caras nuevamente, pero esta vez en el Osvaldo Casanova.

ESTADISTICAS COMPLETAS 

Facebook

Seguínos en Twitter

Más de Femenino